31 enero 2014

Fe es conciencia que el mensajde de Jesús es Verdad - Patricia di Marzio

La Fe es un don de Dios, nos la otorga para poder conocerlo en el sentido más amplio de la palabra, sin embargo es a la vez un sí de cada uno, un permitir que el corazón se abra. En relación a mi camino personal la Fe es una experiencia, que crece cada día en la perseverancia del Amor a Jesús y que es alimentada por Él. La Fe es darse cuenta con toda la conciencia que el mensaje de Jesús es Verdad.

Patricia di Marzio


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

La fe me sostiene - María Susana Vons

Para mi la fe es lo que me sostiene en la vida, lo que me permite seguir,  la que me da esperanza .


María Susana Vons

Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

La fe es la certeza de lo que espera - Mercedes Elorza de Flores

La fe es la certeza de lo que espera , es creer sin haber visto, es amar a DIOS sintiendo que lo llevamos muy adentro !!!!!


Mercedes Elorza de Flores

Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Fe en el corazón - Mercedes Inés Pasqualli

La fe es creer en lo que hay en nuestro corazón y esperar en Él.


Mercedes Inés Pasqualli


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Ver para creer? - Daniel Jesus Suasnavar Alvarez

Se dice que hay que ver para creer eso es falta de "fe" lo cierto es que hay que creer para ver.


Daniel Jesus Suasnavar Alvarez


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

La fe es confianza - José de la Cruz

Fe es confianza - es solo confianza - confiar en aquello que va a lelgar es dejarle mi vida a Dios y El va a dirigir mi ruta - Fe es confianza.

Animo! 


José de la Cruz


Publicado por.
www.permanecerensuamor.com

La Fe es creer tener en lo que aún no se tiene - José Gregorio Machado Pino

La Fe, es creer tener en lo que aun no se tiene, es confiar en lo imposible, es reconocer que 4+4 = 1000 o más. Es caminar sobre el mar tempestuoso de lo imposible. Es abandonarse en la misericordia y amor de Dios. Es como aquél cuento que narraba que hubo un pueblo donde habia una gran sequía y un día las autoridades civiles y religiosas se reunieron y decidieron hacer una rogativa con proseción a Dios para pedirle que lloviera, y cuando se salieron las personas orando, salio un chico corriendo a su casa. El Párroco le preguntó hacia donde se dirijia y el muchacho respondió: "a buscar un paraguas y unas botas por que no me quiero mojar."


José Gregorio Machado Pino


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com



30 enero 2014

Confianza - protección - Carmen María Mejias Ramírez

Para mi la fe es el confiar plenamente en EL  - saber que nunca estoy sola que el me proteje,  que pase lo que pase siempre será por mi bien  que el nunca querrá nada malo para mi pues  es todo amor y bien.

Tengo todo puesto en sus manos y le pido que nunca me quite este don que me ha regalado de la fe,le doy gracias por elegirme.



Carmen María Mejias Ramírez


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

La fe - como una semilla - Rouss69

La fé es un don que recibí en mi bautismo (23 de febrero de 1945) como una "semilla" (similar al grano de mostaza) que la Iglesia, como, madre amorosa, me entregó y que a lo largo de mis días en esta trayectoria vital ha ido desarrollandose al calor de la Palabra y en la vivencia de la misericordia de Dios en todos los acontecimientos de mi vida. 

El encuentro con el Señor en mi edad adolescente, fue sin duda, clave, en mi confianza hacia El. He pasado por situaciones muy límites y de gran desierto, en muchas etapas de mi vida, pero, a pesar de mi infidelidad y de mis omnipotencias, siempre, allá en el fondo de mi corazón, había una "llamita" ,que me recordaba ,que El me amaba y me esperaba. 

Despues de un proceso de conversión profunda, que se originó en torno a mis 50 años, estoy tratando de seguir aprendiendo a amar, confiar y orar y, por la gracia de Dios, que se manifiesta a través de las personas, conocí hace ya un par de años este camino hacia la contemplación y en él sigo. He visto y oido, he escuchado las señales , de que se va haciendo cada vez mas claro, al menos para mí, que es en espíritu y en verdad, como se sirve al Señor y nos comprometemos en hacer posible que el Reino de Dios pueda manifestarse en la vida de los seres que poblamos este planeta. Es realmente, único y maravilloso, este camino de la meditación a la contemplación, y permite que en el día a día se vaya nutriendo mi fé  en este Dios Trinidad que nos ama incondicionalmete. 

Alimento mi esperanza en que la Palabra del Señor, se cumple y seguirá cumpliendose. y me da fuerza para continuar mi vuelta a casa, cómo hija pródiga que fuí, compartiendo, en el camino, el servicio a mis herman@s, tratando de hacer la voluntad del Señor: Amar y servir. 


Rouss69 (España)


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

¿Qué es para tí la fe? - Eduardo Silva Martiño

Para mí la fé es confianza suprema,trascendental y primordial en Dios Nuestro Señor.de talmodo que pasa a ser el faro y guia de mi vida. Es un don maravilloso que ¿se nos dá,debemosconquistar o ambas cosas? Vienen muy bien los comentarios de los últimos dias sobre el Amor,lealtad,perseverancia........sin ello es imposible  vivir y hacerlo en nuestro dia a dia con la fécomo sustento y como rumbo permanente.

A medida que los años y la vida pasan y uno aprende que hay que "des-aprender" y "des-poseer"de casi todo,nada explica,ayuda,conforta y sostiene la fragilidad de nuestras vidas tanto comola fé y los principios inherentes a ella.Pero no debemos equivocarnos ni engañarnos a nosotros mismos,el camino es de cada instante y cada dia y está lleno de trampas,de comodidades y decortapisas más o menos indirectas,de relativismos y racionalizaciones que nos quieren hacer dudar, apartarnos y "ablandarnos".Por eso no hay otra que seguir adelante siempre dandólo todo,con paciencia,humildad,valor y amor,dejando que nuestra fé nos cale hasta lo más profundo, os lleve en la dirección correcta y nos conforte en las tribulaciones que nos esperen.
 
Gracias a todos.Aprendo mucho de Vds.

Un fraternal abrazo para todos mis hermanos meditadores.
 
 


Publicado por.

28 enero 2014

De la novedad a la perseverancia - Lucía Gayón

La vida es muy interesante - tenemos tanto que aprender, tanto que descubrir, tanto que obtener, tanto que hacer.  A pesar de los "tantos", nos aburrimos.  Nos aburrimos de lo mismo, queremos tener nuevas experiencias y buscamos formas que inyecten novedad.  Ese punto de novedad nos motiva, nos entusiasma y nos llena de energía... por algún tiempo.  Luego de que pasa la novedad, no sabemos qué hacer y archivamos la experiencia en el cajón de la aburrición o del olvido - o bien la tiramos a la basura.

Entonces, cómo perseverar ante la Meditación Cristiana?  Cuando sentimos la llamada a buscar un tipo de oración profunda y la descubrimos, estaremos muy entusiasmados de iniciar y nuestras primeras experiencias serán muy ricas. Queremos meditar frecuentemente porque encontramos paz, alegría, quietud.  Encontramos a Dios-Amor en nuestro corazón! Y nos enamoramos de la experiencia.

Pero de pronto la práctica ya no es novedad - pasó el entusiasmo inicial y ya no "sentimos bonito".  Ya no estamos en el retiro donde había un jardín y una capilla; ya no están las personas con las que meditamos o los horarios especiales para la oración, o la charla motivadora.  Ya no nos sentimos tan enamorados - sabemos que meditar es bueno y nos gusta, pero la chispa no está -  me aburre meditar.

Es ahí donde nos topamos con el primer desafío de la disciplina de meditar.  ¿Medito sin sentir bonito?

Dice Amado Nervo en su poema En Paz...

Muy cerca de mi ocaso, yo te bendigo, vida,
porque nunca me diste ni esperanza fallida,
ni trabajos injustos, ni pena inmerecida;

porque veo al final de mi rudo camino
que yo fui el arquitecto de mi propio destino;

que si extraje las mieles o la hiel de las cosas,
fue porque en ellas puse hiel o mieles sabrosas:
cuando planté rosales, coseché siempre rosas.

...Cierto, a mis lozanías va a seguir el invierno:
¡mas tú no me dijiste que mayo fuese eterno!

Hallé sin duda largas las noches de mis penas;
mas no me prometiste tan sólo noches buenas;
y en cambio tuve algunas santamente serenas...

Amé, fui amado, el sol acarició mi faz.
¡Vida, nada me debes! ¡Vida, estamos en paz!

Si "mayo no es eterno", le sigue junio y los otros meses y cada uno tienen en sí su riqueza, aquello que mueve nuestra alma para ir más allá de la feria de la novedad. 

Ahora bien, cuando pasamos ese primer obstáculo y perseveramos en nuestra meditación, sin sentir bonito, algo maravilloso va a ocurrir.  Vamos a descubrir que la meditacion cristiana nos lleva a un descubrimiento pleno, más profundo y más real - nos lleva a vivir una experiencia de conversión y de transformación indescriptible que supera el mito de la novedad.  En ese proceso, en el que no sentimos bonito, tampoco nos percatamos claramente de lo que ocurre, incluso es un proceso a ciegas, sin emociones especiales.  

Lo que ocurre es que ya dimos el gigante brinco de fe - decidimos continuar meditando aún a pesar de no sentir bonito, aún cuando la novedad ya pasó.  Meditar ya no es algo que queremos o deseamos hacer, sino que es algo que tenemos que hacer - sabemos entonces que es nuestra misión.  Aprendemos a amar nuestra meditación.  Al amar la meditación ocurre de pronto en nuestro interior una nueva energía - una energía serena, de certitud, de confianza, de estabilidad.  Es una energía que perdura - es la energía de la conciencia de Dios en nuestro corazón.





Publicado por:
 

26 enero 2014

Prioridad a la meditación - Daniel Enrique Vega Alvarado

Hay tantas cosas que nos distraen; y no somos concientes todavia de darle prioridad uno a nuestra meditacion,´pero a medida que vamos sintiendo lo que es estar en la presencia de Dios notamos que algo nuevo esta surgiendo dentro de nosotros.


Daniel Enrique Vega Alvarado


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

A la mente le cuesta hacer cambios muchas veces - María Inés Heffele

Porque preferimos aferrarnos a lo conocido y a lo que nos sale mejor.. A la mente le cuesta hacer cambios muchas veces. Nos distraemos mucho con el afuera y dejamos de lado la meditación, la oración y todo lo bueno que podemos hacer para acercarnos a Dios.



María Inés Heffele


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

23 enero 2014

Ganas de hacerlo, insistencia - Patricia di Marzio

En mi opinión si nunca tuvimos la experiencia de meditar, hay que saber que se necesita un tiempo para acostumbrarse, adaptarse, incluso que nuestro cuerpo se adapte y nuestra mente se aquiete, a mí al principio me costó bastante, hasta que me relajé y lo dejé fluir. Quizás esperamos resultados inmediatos y no va por ahí. Hay que tener paciencia, saber que todo aprendizaje lleva tiempo, recuerden algo que hayan aprendido de niños o incluso de adultos, manejar quizás? O andar en bicicleta? Lo que nos mantuvo en la perseverancia eran las ganas de hacerlo, el objetivo a lograr. Si bien son temas bien diferentes se pueden relacionar. Si empezamos a vislumbrar los resultados, lo que nos aporta la meditación, aunque sea los minutos que lo logramos, ahí hay que pararse para seguir insistiendo, hasta que llegue el día que ya esté incorporado como una práctica más de nuestra vida cotidiana. Ayudarnos con la música, el ambiente, el momento elegido es importante. De todos modos, en mi caso hay días que medito con mayor facilidad que otros, eso a veces me pone mal y entonces me pregunto…existe meditar mal o meditar bien? Creo que no…que en cada experiencia está bueno saber que no es la última, que hay muchos factores que influyen, lo más importante es que no meditamos la soledad, meditamos en la Mente y el Corazón de Jesús…y eso es tan cierto y verdadero que no podemos dudar que lo vamos a ir logrando. 
 
Un abrazo en la Paz de Jesús para todos



 
Patricia



Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

En el regresar está mi propia perseverancia - Sara Varela Morales

La meditación es tan sencilla y mi mente tan complicada que exige di mi una renuncia a mi egocentrismo...y eso cuesta!!. Así como espero de la vida cosas; así espero de la meditación y me quedo insatisfecha. La vida da en abundancia, así la meditación ... Mientras más complicada soy, más trabajo me cuesta perseverar en la meditación. cuando logro ser sencilla la misma se da naturalmente. Lo bello que la meditación me ha enseñado es a regresar, regresar, regresar ...sin culpas, si juicios, sin reclamos, sin frustración, regresar, regresar, regresar...y en ese regresar está mi propia perseverancia.


Sara Varela Morales


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Hacia arriba y hacia abajo - María Susana Vons

¿Por qué nos cuesta perseverar?

Porque es una disciplina, y la naturaleza humana es débil, necesita hacer esfuerzos para perseverar y ascender, tenemos las dos tendencias hacia arriba y hacia abajo, incluso nos empuja la ley de la gravedad.-


María Susana Vons

Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

¿Por qué nos cuesta trabajo perseverar? - Eduardo Silva Martiño

Creo que nos es tan dificil perseverar porque no tenemos la claridad suficiente en nuestra vida para responder a las preguntas fundamentales de nuestra existencia.Nos llenamos de buenas intenciones, propósitos y objetivos, pero la vida nos distrae,nos confunde y nos desorienta. Nos aparta de lo fundamental y nos enredamos una y otra vez y otra........Casi todo está contra la perseverancia,la paciencia,la humildad y la labor constante y callada.La propia naturaleza,con la fuerza enorme de la entropia pareciera que nos invita a dejarnos ir,a dejar pasar todo.......
 
Para perseverar nos hace falta claridad y un compromiso autentíco,leal y firme con lo y por lo
que luchamos.No hace falta mirar ni pensar mucho para entender que son virtudes qué,salvo
maravillosas excepciones,no cotizan al alza.
 
Ojalá seamos capaces de comprender la grandeza de las pequeñas cosas(que terminan por ser lasmayores) y perseverar pacientemente en lo que esperamos y confiamos.Nada ni nadie nos lo pondráfacil,pero los cristianos deberiamos tener mucho donde mirar y donde inspirarnos,gracias a Dios.
 
 
 
 




Publicado por:

¿Por qué piensas tú que nos cuesta trabajo perseverar? - Pregunta de la semana

¿Por qué piensas tú que nos cuesta trabajo perseverar?

Te invito a responder la pregunta de la semana.  Tu respuesta la puedo publicar en este blog, si te parece.



Lucía 

Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

22 enero 2014

Meditar es lucidez pura de esencia - María Paz Camus Landa

La meditación trasciende nuestro ser....es un misterio tan insondable que nuestra limitada percepción no logra describir....traspasa todos los aspectos de nuestra vida..."es la vida misma" que comienza a fluir aunque a veces pensemos que nos quedamos estancados con tantas imágenes, recuerdos, emociones...

Meditar es lucidez pura de la esencia.




María Paz Camus Landa


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

21 enero 2014

Hoy sería el cumpleaños de Father John Main - Lucía Gayón

 

Hoy sería el cumpleaños de Father John Main, quien nació el 21 de enero de 1926 - cumpliría 88 años! Lo amo!

Esta es su visión de la oración:

"La maravillosa belleza de la oración es que la apertura de nuestro corazón es tan natural como cuando se abre una flor. Para que una flor se abra y florezca es necesario dejarla ser; por lo que si simplemente somos y nos mantenemos quietos y en silencio nuestro corazón no puede evitar abrirse; el Espíritu no puede evitar derramarse en todo nuestro ser. Esta es la razón por la que hemos sido creados" .

John Main (1926-1982).




Lucía Gayón

Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Enamorada! - Susi Llosa

Quisiera hacer un aporte sencillo, desde que comenzó este grupo, todos se expresan sobre la meditación, y es valioso todo lo que escriben, yo provengo de una familia atea y cuando mi vida se quebró y no le encontraba sentido a nada, busqué grupos de meditación oriental, por que eran libres, ya que las religiones no me atraían, con tantos rituales. 

Aprendí todo lo que dicen acá, técnicas, posturas, horas de soledad, el Ser y el no Hacer, y todooooo referente al tema aquí tratado. Pero ocurrió algo inesperado, algo que nunca planifiqué, algo que jamás hubiera podido imaginar que me ocurriera, conocí a Jesús, el Nazareno, después de eso quedé sin palabras, literalmente extasiada, era algo tan maravilloso que se fueron al piso todas mis estructuras familiares anticristianas, Su Palabra la escuchaba por primera vez en mi vida, tenía en ese momento 42 años y no sabía ni el Padre Nuestro, de pronto y sin poder resistirme Jesús se convirtió en el centro de mi existencia, antes giraba en torno a mí misma, ahora giro en torno al Amado de mi alma ,JESÚS, estoy perdidamente enamorada de Jesús, y para mí la meditación es el maravilloso momento de estar a solas en silencio con mi Amado, y como toda enamorada, solo mirarlo, con mis ojos cerrados, contemplarlo, adorarlo, y retirarme de la meditación agradecida de que Él me dá Su Amor, y comprende mi realidad humana, a tal punto que sabe y me lo hace sentir, que es lo que quiere de mí, cual es Su Voluntad, y eso incluye el HACER en mi vida diaria, responsable de mi familia y mi trabajo, y el Ser, durante la meditación y durante toda mi vida, para mí es tan simple como eso, estar enamorada de Jesús, vivir para Él, y morir a mi misma por amor a Él. 

Mi vida es normal, con alegrías y tristezas como todos, y no aspiro a nada, sólo a seguir amando y sirviendo a mi familia, mis amigos, mis hermanos, y a todos los que Él ponga en mi camino, y les aseguro que en el momento de la soledad en la Meditación, serán colmados de Amor, Fortaleza Espiritual y Serenidad, para enfrentar las adversidades de la vida. La Meditación no es sólo el momento de los 30m, tampoco estar toda la vida en una montaña, es estar en el "medio", donde sea que te toque estar y vivir y trabajar etc, es estar en el centro de nuestro alma, donde habita Él, y ese estado de unión con Él se mantiene durante todo el día. Estado de Meditación ininterrumpida, yo le llamaría, Estado de Amor durante todo el día y desde aquí. . . . . hasta la Eternidad. 

Gracias por permitir que exprese lo que siento y la experiencia que cambió mi vida radicalmente. Encontrar a Jesús, el tesoro escondido en lo más profundo de mi ser, es lo más extraordinario que me pudo pasar en la vida. Después de eso, no hay nada más que buscar.



Susi Llosa


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

19 enero 2014

El trabajo de la palabra sagrada - Lucía Gayon

Haciendo un esbozo de lo que es el ser humano, pienso que así como está formado por varios sistemas biológicos como el sistema oseo, el sistema digestivo, el de la circulación sanguinea, etc., así también hay otros sistemas que nos componen.  

Si analizáramos a partir de lo más denso, por decirlo así, la parte biológica, sería la parte más externa del ser humano.  Luego vendría la dimensión emocional y la intelectual, luego la intuitiva y la creativa y al último, la más profunda, la espiritual.  El orden de los factores podría variar.  Estas dimensiones forman el total de nuestra persona y todo está finamente entrelazado.  Nuestros pensamientos y emociones afectan nuestra biología como también nuestra espiritualidad; nuestro sistema biológico afecta también nuestros pensamientos y formas de actuar.

Añadiría también la dimensión externa - el entorno donde vivimos - nuestras condiciones de vida, la gente que nos rodea, nuestra historia familiar, la elección de nuestros amigos, nuestro trabajo - todo esto nos afecta.  

Tenemos relaciones o contactos con gente que pueden relacionarse más con algunas de nuestras dimensiones.  Por ejemplo, pudiéramos ser parte de un equipo deportivo y entonces nuestros colegas, con quienes compartimos esta actividad, puedan estar más relacionados a aspectos de entrenamiento, fortaleza, resistencia, etc.  Tenemos colegas de escuela o de trabajo, con quien pudiéramos estar más relacionados de forma intelectual.  Podríamos tomar cursos de arte y por lo tanto, nos relacionaríamos más a ese nivel con quienes comparten esta actividad.  Tenemos amigos del alma con quienes tenemos una identificación total.

Somos todo un sistema formado por circunstancias externas, por las personas de nuestra vida y por nuestros propios sistemas.

Los miedos y las angustias me parece que pertenecen a la parte emocional del ser humano.  Los miedos y angustias vienen y van - algunas veces, cuando son constantes o muy graves, se pueden convertir en fobias.  Es importante ubicarlos en alguna parte de nuestro sistema, justo para poder detectarlos, analizarlos o disecarlos.

Cuando meditamos y vamos repitiendo nuestra palabra sagrada, la palabra va penetrando cada una de las dimensiones - podríamos imaginarlas como si fueran capas.  La palabra sagrada irá encontrando que hay capas más resistentes o difíciles de penetar y poco a poco las irá aflojando.  Cuando eso sucede, los miedos emergerán a la superficie, se harán más perceptibles.  Cuando eso ocurre, puede ser que ya estemos en la etapa de desenterrarlos para siempre.  

Es un proceso que se da por la Gracia de Dios - nuestro trabajo es persistir en nuestra disciplina de meditar y cuando meditemos no analizar estos procesos - esto viene para después de meditar.  Los miedos no solo emergen cuando meditamos, sino que pueden ocurrir en cualquier momento y cuando eso ocurra, en vez de espantarnos de nuestros propios miedos, podríamos abrazarlos empáticamente, reconocer que ahí están o estaban y dejarlos ir.  Quizás el mayor miedo que tenemos que enfrentar es el miedo al miedo.  Si rompemos esa barrera, solo quedará un simple miedo.  Es la razón la que se ocupará de convencer a la emoción de que la e-moción miedo es algo temporal, efímero, voluble, cambiable y erradicable.

La palabra sagrada es una invocación, un llamado a Dios que ya es en la misma palabra, por lo que la palabra tiene su nido en nuestro corazón - ahí inicia y ahí termina - es el Alpha y el Omega de Dios en nuestra persona, en nuestra dimensión divina.  La Palabra, el Verbo se hizo hombre y habita en nosotros, en nuestra alma y la palabra sagrada, va ampliando nuestras dimensiones humanas para dejarla brillar en todo su esplendor.



Lucía Gayón


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

"Descender hasta encontrar en lo más profundo de nosotros..." - Eduardo Silva Martiño

Todos tenemos miedos y en muchas ocasiones hasta sabemos por qué los tenemos.

La cuestión es como los afrontamos y qué hacemos con ellos.Lo peor de todo es noaclararlo y abrir las ventanas.Creo que los ratos de meditación son un excelente momento para hacer acopio de confianza,paz,gozo,amor y humildad con que ser capaz de entenderlos y dejarlos ir sin que nos bloqueen,paralicen y nos llenen de pesar y
remordimientos.

Tenemos que volver una y mil veces a la palabra y descender hasta encontrar en lo más profundo de nosotros el amor.el perdón y la compasión necesarias para entenderlo así.

Un fraternal abrazo para todos.

Publicado por:

18 enero 2014

Regreso del exilio, regreso a Dios - Patricia di Marzio

En relación a la pregunta de la semana: los miedos son sentimientos naturales del ser humano, el tema es que hacemos con ellos, nos paralizamos o nos refugiamos en la meditación y seguimos avanzando. 

La meditación es un camino de regreso a nuestro centro, a Dios, allí se abren respuestas, se calman nuestras ansiedades y nuestras angustias, da sus frutos. Hay que perseverar, seguir meditando, hasta que se haga una práctica cotidiana que es el mismo cuerpo que la pide, ese momento de Paz y unión con Dios. María y Jesús también tuvieron miedo en diferentes momentos...sin embargo...tuvieron Fe y Entrega a Dios para avanzar en el camino.

De todos modos, creo que si esos miedos continúan también están queriendo decirnos algo, porque al meditar llegamos a lo más profundo de nosotros mismos, bucear en el alma y en todo caso pedir ayuda si es necesario. Les recomiendo un libro que se llama Evangelizar lo profundo del corazón, Aceptar los límites y sanar las heridas, de Simone Pacot. Les transcribo un párrafo que se relaciona totalmente con el tema de la meditación y en particular con este que estamos hablando. En relación a la parábola del hijo pródigo que vuelve, (Lc 15 11-32) dice: 

"El trayecto de la evangelización de las profundidades es el regreso del exilio. Volvemos a Dios. Abrimos a su luz la integridad de nuestra historia, de nuestro presente. Ninguna parte de nosotros permanecerá más en el exilio. Pero sólo podemos vivir ese regreso si tomamos el tiempo de "entrar en nosotros" y devolvemos al redil aquellas partes que viven en nosotros como ovejas errantes, dispersas, perdidas"

Les mando un abrazo en la Paz de Jesús que nos sana.




Patricia di Marzio


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Confianza - Daniel Vega

Yo lo diría que no les de importancia, que debe volver suavemente a su palabra sagrada, y dejarlos de un lado. uno de los frutos de la meditación es la confianza.
 
San salvador, El Salvador

Publicado por:

Sobre el miedo - Griselda Furfaro

Le diría que es la batalla que se desata cuando comenzamos a despertar a la conciencia, cuando la certeza de la Unidad ya está instalada y el ego lucha para subsistir, para seguir dominando, para no perder el poder. Esos miedos, esas distracciones son nuestra oportunidad para dar el salto. Para VER con claridad, más allá de las idas y venidas que acontecerán...Si podemos adentrarnos en el silencio aunque sea solo un instante descubriremos ese destello único que no se apaga más. El hombre viejo que habita en nosotros se resistirá a morir frente a la verdad. Podemos sucumbir ante esos miedos o "surfearlos" y aprender de ellos. El espíritu Santo hará el resto.

Abrazos,





Publicado por:

17 enero 2014

Dios contigo - María del Socorro López Torres

Comienzo a meditar percibiendo el aire que entra y sale por mi nariz, repitiendo MARA-NATA rítmicamente, llega el pensamiento y me centro en la respiración con más detenimiento, a medida que pasa el tiempo ese tener contacto con mi interior, en el silencio y la intimidad con Dios se va haciendo parte de mi y es como ir a visitar a alguien muy apreciado, alguien en quien confiamos y esperamos escuchar cada palabra que nos diga, porque todo tiene sentido; entonces tu cuerpo se va acostumbrando, es importante la paciencia y la constancia. Después de los momentos de silencio durante el día agradezco este gran regalo y lo saboreo, siento paz, luz, hago conciencia de la presencia de Dios siempre a mi lado, sólo necesito abrirme.

María del Socorro Lopez Torres


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Dejar ir... Andrea Rivarola

La distracción es algo que nos sucede a todos en mayor o menor medida cuando intentamos meditar. Creo que dentro de esa distracción de a poco comienzan a ver pequeños momentos en donde nada nos distrae, donde nuestro corazon y espíritu se sienten libres y nuestra mente descansa en Maranatha.

A veces pensamos en nuestros miedos, preocupaciones y angustias en esos momentos, creo que hay que entregar todo eso a Dios, no es la meditación el momento para resolverlos, ni para ponerse mal porque las angustias afloren, aunque cueste en ese momento hay que dejarlos ir y si aunque lo intentamos no se van, solo dejar que esten ahí, no juzgarnos o sentirnos mal. La próxima vez haremos nuevamente el intento.

Finalmente, creo que vivimos inmersos en preocupaciones, urgencias, miedos conscientes o no de ello etc y cuando hacemos ese silencio interno y externo, todo eso que ocurre dentro nuestro no quiere silenciarse o bien podría pensar que aprovecha para hacerse oir.

Saludos,




Andrea




Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Vuelve siempre a tu mantra - Ana Sarmiento


Vuelve a tu palabra sagrada sin pesar por qué lo hiciste, cuántas veces te has distraido, que no vas a poder mantener la mente cenrada, etc.  Simplemente respira y vuelve a comenzar con Maranatha 
sin ningún tipo de juicio o etiqueta para tu distracción

Tómalo positivamente, porque el hecho de que hayas sorprendido a tu mente divagando implica que estás tomando conciencia de cuándo actúa por sí sola y se va de donde la quieres tener.  Cada vez que vuelvas a tu palabra sagrada ejerces tu libre albedrío y lo fortaleces. Maranatha es un ancla para volver a tu punto neutro y entre más veces vuelvas a anclarte más fortaleces el músculo.  

Ninguna meditación es igual a otra.  Unos días uno está ansioso como estás hoy, pero fíjate y verás que también a veces estás eufórico y tu mente se va pensando las cosas buenas que puedes lograr.  Ni lo uno ni lo otro es bueno ni malo, simplemente demuestran que tu mente ha tomado el control de qué tipo de pensamientos producir.  

Para enseñarle a la mente que el que manda eres tú, lo único que tienes es que volver a tu mantra de la misma forma en que tomarías de la mano a uno niño cuando va caminando en zig-zag para ayudarlo a caminar recto.
 
 
 
 
 
 
Publicado por:
 
 

16 enero 2014

Jesús muy humano - Paula Lorente

El Salmo 62 es Muy Bonito para alentarnos en nuestro peregrinar hacia El Encuentro con Nuestro Amado! Una parte habla de "la Seguridad del que confía en el Señor" y la otra parte es una "Exhortación a la confianza en Dios". Experimento de vital importancia acompañar la práctica meditativa con la lectura de la Biblia, allí además de aliento, también voy descubriendo a un Jesús muy Humano... quién más que El puede entender todo lo que sentimos... también es Amarlo compartirLe en la meditación nuestros miedos y angustias... pues en la vida compartimos nuestras flaquezas a quienes más queremos y a quienes sentimos que nos entenderán... Es darnos con sinceridad y humildad... es decirLe "Cristo hoy tengo sólo esto para darte... quiero estar igual contigo mi Señor, Se que Vos me entendés porque también experimentaste el dolor humano, abrazame Señor... confío que una vez más Resucitaré contigo". Y con Esa Confianza volver a sumergirse en la repetición de Nuestra Palabra!!!

Paula I. L.
 
 
Publicado por:

"...me asaltaban los miedos, las angustias y las necesidades". Susan Inocen

Cuando comencé con la práctica de la meditación mi distracción era continua, me asaltaban los miedos, las angustias y las necesidades. Gracias a la práctica, la perseverancia y el DESEO DE LOGRAR: quietud, silencio interior, encontrarme y encontrar a Dios, ahora me distraigo menos. Cuando me distraigo vuelvo a la palabra sagrada, una y otra vez... así de sencillo: volver a comenzar las veces que sea necesario. Cuando vienen pensamientos suavemente los aparto, para mi es mi ego que está continuamente manejándome y no quiere mi entrega a Dios porque tiene miedo de perder el protagonismo. La práctica y algún encuentro fugaz que he tenido con la profunda y reconfortante belleza de la paz de Dios, creo que han logrado que mi ego no se resista tanto, he notado que mis pensamientos no me persiguen y que he desarrollado una reconfortante disciplina: buscar en todo a Dios y a su Divino Espíritu. Amig@ solo te puedo decir que practiques, no le busques significado a los miedos no les des trascendencia, confía en tu ser y en Dios, el te guía.


Susan Inocen


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Pregunta de la semana

¿Qué le dirías a un amigo que dice que se distrae cuando medita, que piensa en sus miedos y en sus angustias?  Te pregunta qué significan esos miedos.

--------------------------------------------------
Mándanos tu respuesta, la cuál será publicada en este blog.  Esto nos sirve para compartir con otros a partir de nuestra experiencia de meditar.  










Publicado por:
www.permanecerensuamor.com

Sobre los miedos y las angustias - Margot Rodríguez Gómez

Todos hemos pasado alguna vez miedos y angustias.Yo puedo hablar según mi experiencia.Cuando era pequeña le tenia miedo a una señora que vendia loteria y tenia una mirada penetrante.Antes de salir de casa siempre pensaba en ella y siempre me la encontraba.Mi problema era que no sabia expresar ese miedo a mi madre y al llegar a casa con un pequeño ratito en su regazo ya se me pasaba todo.Me tomo este hecho como una enseñanza para tratar a los niños siempre con mucho cariño.Ya de mayor he tenido muchas veces miedo y no habia regazo que pudiese con mi cuerpo.Entonces he rezado calmada,a galope y compulsivamente.Creía que la oración era el único remedio.Hoy sabemos que la meditación diaria es lo mejor para calmar nuestra mente.Si no consigues centrarte cuando meditas debes domar tu mente momento a momento, hasta que aprenda.He tenido dias de estar todo el rato llamandole la atencion,CALLATE,PARA YA.Si,como una loca y funciona muy bien.No se le deja pensar si está pensando mal.Parece una tonteria pero los beneficios aparecen en poco tiempo.Empiezas a ocuparte sin preocuparte.A la mente solo la necesitamos para pensar bien y ocuparse de las cosas del dia a dia.Y ya sin preocupaciones no hay miedos ni angustias.

Vivimos en un mundo dual y precisamente el miedo es lo contrario del amor.Aún no tengo claro por qué estamos aquí pero una de las cosas es para ser felices y por lo menos estar tranquilos.Y tambien darnos mucho amor para ser capaces de transmitirlo a los demas.Si hay personas que no resuenan contigo,pasa de largo si eso es lo que te produce malestar,no hay razón para apegarse a nadie ni a nada y debemos cuidarnos porque somos parte de Dios.Decian las monjas de mi cole que somos el templo del Espiritu Santo.Yo prefiero pensar que soy un trocito de Dios que somos divinos y que algun dia todos unidos estaremos en su regazo y ya entonces solamente le contaremos alegrias.




Margot Rodríguez Gómez


Publicado por:
www.permanecerensuamor.com